Horóscopo 29mar2021: Incomodidad es Crecimiento

Marte se une al nodo norte en Géminis, y le mete el turbo a la energía del karma: es momento de dar pasos hacia eso que me incomoda, pero que tiene algo por enseñarme.

Sin incomodidad no hay crecimiento. Y la incomodidad implica moverme a través de lo que me molesta. De lo que me genera dudas. De lo que no se siente bien.

Es momento de confiar en mi visión. De creer en ella así no vea claro cómo llegaré al lugar que deseo.

Así es el crecimiento, avanzar sin tener todas las respuestas en el momento, y confiando en que lo que necesite saber se irá revelando en el momento en el que realmente necesite entenderlo, no por ego ni por control, sino para volver a dar un paso hacia de nuevo, hacia el terreno incómodo. Para seguir creciendo.

Revisemos por signo de qué va esa manifestación incómoda. Dónde me toca avanzar para crecer. Recuerda leer tu Sol y tu Ascendente.

ARIES

El crecimiento viene del trabajo que estés dispuesto a hacer en relaciones. Especialmente esas de tu día a día.

Debes comprender que una parte clave en relacionarte de forma exitosa, en construir con los demás, es la comunicación.

Que va mucho mas allá de “decir” las cosas. Es saber qué decir, cómo decirlo, cuándo decirlo. Es asegurarte que el mensaje llegue. Y también es escuchar, porque la comunicación es una autopista que dos vías. RECIBIR el mensaje que el otro está emitiendo.

Y entender que no te hace débil o menos, aceptar esa visión que es diferente a la tuya. De eso se trata construir en conjunto. Deja el apuro por sacar conclusiones.

Revisa que la decisión que tomes no venga desde información que no está completa.

TAURO

El crecimiento viene de entender para lo que estás list@. De entender lo que mereces, que es más de lo que estabas aceptando.

Tienes la energía a tu disposición para construir lo que deseas ver en tu vida. Pero te toca enfocarte, y te toca sobre todo, CREÉRTELO. Te estás conformando con menos, y al aceptar menos, o pensar que no puedes, te transformas tú en tu propio límite.

La pared contra la que estás chocando eres tú mismo.

Entender eso que mereces es lo que te permitirá sacar de tu vida lo que ya sólo te genera desgaste, y enfocarte en lo que sí te va a permitir expandirte y crecer. Toca confiar en el proceso que te llevará ahí. No es un trabajo rápido, pero sin duda es un trabajo que vale la pena.

Sin la confianza en tí, siempre habrá una razón para dispersarte. Para distraerte de lo que tienes que estar haciendo.

GÉMINIS

El crecimiento viene de hacer lo que tú deseas hacer. De creer en tí, en tu creatividad, y de no prestar atención a lo que los demás puedan opinar.

Este no es momento de preguntar a los demás cuál es el camino o la vía por tomar.

Es el momento de de poner en práctica lo que tú ya sabes que tienes que hacer. Lo que tú ya imaginaste, creaste en tu mente. Ese escenario sí es posible, esa idea sí es buena. Es suficiente. Es genial.

No necesitas confirmar más para ponerte manos a la obra.

Empieza a construir tu visión. No esperes más.

CÁNCER

El crecimiento viene cuando te atrevas a soltar una forma de pensar que ya no te representa.

Una idea, una imagen que alguna vez tuviste en tu mente. Seguir con esa idea, no te está permitiendo ver la realidad. No te deja ver las cosas como son.

Porque era un escenario conocido, cómodo, familiar. Pero es también completamente irreal.

Entonces insistir en ese escenario, situación, relación, trabajo, es retrasar tu crecimiento. No evadas, resuelve. Suelta. Deja de conformarte.

Eres tú quien tiene el poder sobre tu vida. Eres tú quien acepta o no lo que hay en ella.

LEO

El crecimiento viene de conectarte de una forma diferente. Con distintos grupos, con distintas personas. De mostrarte a nuevas audiencias.

Si este es el año de las relaciones, eres uno de los signos que más lo sentirá. Porque lo que debes entender es que las relaciones, de todo tipo, no están bajo tu control. Las personas, no están bajo tu control.

Lo que si puedes controlar es lo que dices. Lo que comunicas y cómo lo comunicas. Y después de hacerlo, lo que te queda es ver cómo reaccionan los que están “allá afuera”.

Tu atención debe entonces ir a quién estás atrayendo, cuando te atreves a ser tú mismo, sin el filtro del control o el de forzar a que te vean. Esa es la gente que necesitas alrededor.

Las personas que quieran salir de tu vida, permíteles irse. Sino, no habrá espacio para las que sí merecen estar.

VIRGO

El crecimiendo viene de entender que eres tú quien está al mando de tu vida. Eres tu el jefe. Eres tú quien toma las decisiones.

No hay otra forma de hacer las cosas excepto como tú quieres. Y esto no es egoísmo, es adultez. Porque decidir es también estar dispuesto a asumir las consecuencias de lo que no sale bien.

Y es también, que a algunas personas no les va a gustar lo que hago.

Pero no vinimos al mundo a cumplir expectativas ajenas. A complacer la visión de los demás sobre nuestras vidas. Vinimos a cumplir nuestras propias expectativas. A hacerlo a NUESTRA manera.

Toma la decisión, aunque sea difícil. Aunque duela.

LIBRA

El crecimiento viene de dejar de querer convencer a todos de lo que tu quieres hacer. O de lo que “debes” estar haciendo.

No hay deberes con los demás. Hay deberes contigo, y son bastantes y están acumulándose. Te debes varias cosas.

Entonces hoy, elígete a tí. No es egoísmo, es que te olvidaste de que tu prioridad, eres tú. Te toca recordarlo y empezar a actuar según eso.

Te toca hacerlo a tu manera, seguir tu visión, sin voltear a ver quién se ofendió. Te toca elegirte a tí.

Elegirte porque crees en lo que puedes crear. Porque confías en lo que sabes.

ESCORPIO

El crecimiento viene de perder el miedo a comprometerte, a entregar. Entregar sin controlar, entregar sin saber cómo resultará.

En terminar de soltar esa forma de relacionarte desde el control. Porque cuando sólo entras en vínculos que controlas, lo haces desde el miedo. Miedo a no ser suficiente para algo que de verdad te rete. O para alguien.

Pero es momento de dejar los autosabotajes y de atreverte.

Atreverte a conectar no desde lo que el otro espera de tí, sino desde quien eres. Y confiar en que lo que atraes se quedará, no porque te necesita. Sino porque te elige. Sí es posible.

Es hora de que empieces a ver todo lo que eres. Y saber que eres suficiente, que tienes lo que hace falta.

SAGITARIO

El crecimiento viene de aprender a confiar. De recibir lo que el otro te da. De dejar que te den. De creer en lo que demuestran.

No es casualidad lo que logras. El interés, las alianzas. Lo que atraes.

Te enfocas tanto en generar tú cosas que cuando obtienes la respuesta del contexto, no la escuchas. Y te toca escuchar, ver y percibir lo que estás generando afuera.

Porque las lección en este momento no es de resolver y hacer tú, desde el control. Está en unir fuerzas con los demás, y dejar que te enseñen, y que te nutran. Abre la puerta.

Suelta la necesidad de control. No tiene que ser siempre todo a tu manera. Aprende a recibir.

CAPRICORNIO

El crecimiento viene de entender lo importante que es tener un día a día que se sienta bien. Que lo normal no es sentir que la vida es una carga, una tarea por cumplir.

Lo normal debe ser sentirte bien con lo que haces todos los días. Disfrutar del proceso que toman las cosas que estás construyendo. No aborrecerlo, no pasarlo como algo que “se debe” hacer o que “tocó” vivir.

Hay mas que eso. Te debes más que solo moverte por inercia.

De eso se tratan las decisiones por tomar. De eso se trata la adultez: de diseñar una vida que nos guste. Que sea como queremos que sea. De no conformarnos.

Al mundo no se vino a sufrir. No se vino a pasarla mal. Y si eso está ocurriendo, es tu responsabilidad cambiarlo.

ACUARIO

El crecimiento viene de atreverte a ser disruptiv@. A dejar de prestar atención a lo que los demás esperan o al “cómo se ve”.

Tal vez te cueste admitirlo, pero sí ocupa parte de tu tiempo y de tu energía eso de pensar en lo que los demás piensan o pensarán de lo que haces, o dejas de hacer.

Es más fácil complacer, ser de alguna manera “aprobado”. Porque hasta incluso la imagen de rebeldía ante los demás, se vuelve pesada de mantener.

Estás poniendo la atención en el lugar equivocado. Porque la prioridad es lo que TÚ deseas hacer. Lo que los demás esperan de ti, no puede seguir siendo lo que defina tus prioridades.

Haz lo que tú desees hacer, y como tú desees hacerlo. Y si los demás esperan algo de ti, decepciónalos.

PISCIS

El crecimiento viene a medida que empieces a decidir desde lo que te hace sentir bien. Y de dejar atrás lo que no.

Aunque de miedo. De hecho, especialmente si te da miedo, porque significa que te estas arriesgando a hacer eso que realmente quieres hacer, aunque sea incómodo.

Significa que estás creyendo en tí. En lo que puedes atraer. Significa que no te estás conformando.

No es fácil soltar, y menos para el pecesito. Pero las cosas que te están restando energía, no te están permitiendo construir lo que mereces. Lo que quieres y que ya te toca recibir.

Haz espacio para que llegue eso que mereces. Y no te entregues a nada y a nadie por menos que eso. Los finales también son inicios.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s